InicioAnálisis físico-químico de cápsulas para fármacos

Análisis físico-químico de cápsulas para fármacos

Una de las principales funciones de las cápsulas es encubrir olores y sabores que pueden desprender los fármacos que encierran en su interior. En función de la resistencia física que presenten se puede variar el tiempo de absorción. Las cápsulas de liberación prolongada permiten espaciar más las dosis y por tanto reduce el daño en el organismo.

Existen cápsulas duras y blandas. Las duras suelen almacenar fármacos en polvo, mientras que las blandas albergan líquidos.

El laboratorio de fármacos y cosméticos estudia de forma individual las cápsulas, tanto propiedades físicas como químicas, para optimizar las dosis al máximo.